5 reglas simples para invertir con éxito

Ciclista ganando(CC 0) pasja1000

Muchos inversionistas novatos se sienten abrumados por la perspectiva de tratar de invertir en acciones individuales. Tienen miedo de cometer errores que les costarán los ahorros de toda su vida. Algunos de ellos ya se han arruinado por esquemas de enriquecimiento rápido que han resultado en pérdidas masivas.

Si te sientes intimidado por la inversión en acciones, ten por seguro: No estás solo. Para ayudarte en estas aguas quizá desconocidas para ti, aquí te presentamos cinco reglas clave que pueden ayudarte a ganar dinero en el mercado de valores. Lo mejor de todo es que seguirlas no es tan difícil como se podría pensar.

1. Comienza con expectativas realistas

El camino a la riqueza no va en línea recta. Tienes que aceptar que los rendimientos superiores que obtienes al invertir en acciones tienen un costo: soportar los inevitables altibajos del mercado general y los precios de las acciones de las compañías que eliges.

El mercado de valores en su conjunto sufre caídas más a menudo de lo que muchos creen. En promedio, se puede esperar una caída del 10% un poco más de una vez al año. Verás que el mercado en general cae un 20% o más aproximadamente cada cuatro o cinco años. Y una vez cada década más o menos, tendrás que soportar una desgarradora caída del 30% (2020: Coronavirus...).

Las acciones individuales pueden ser aún más volátiles que eso. Muchas empresas que hoy en día son de las más rentables y estables del mercado han visto períodos en los que han bajado un 60%, 70% o incluso un 80% de sus máximos. Sin embargo, los precios de sus acciones se recuperaron y siguieron subiendo.

Si no estás preparado para la volatilidad, entonces estarás tentado a vender a la primera vez que experimentes una gran caída. Ese resulta ser el error más costoso que muchos inversionistas cometen. Tienes que tener confianza en que a largo plazo, los altibajos se sumarán a ganancias sólidas.

2. Mantente diversificado

Una forma de evitar que las acciones te asusten es tener varias acciones diferentes en tu cartera. De hecho, esa es la filosofía que muchos inversores de fondos de índices usan, poniendo su dinero en acciones de cientos de compañías diferentes en cada industria del mercado.

3. Sé un inversionista a largo plazo

Wall Street tiene una mentalidad a corto plazo. Cuanto más frecuentemente opere, más se beneficiará tu corredor (broker), sin importar el rendimiento que hayas obtenido.

Por eso no se puede juzgar el éxito de una empresa a partir del rendimiento de sus acciones en un solo día, semana, mes o incluso año. Mira las mejores empresas del mercado y verás que la mayoría de ellas tardaron en encontrar y ejecutar sus modelos de negocio ganadores. También puede tomar un tiempo para que el precio de las acciones de una compañía refleje el éxito de su negocio.

Si tienes suerte, podrías obtener una rápida ganancia del 10%, 20% o incluso 50% a corto plazo en una acción. Pero eso no es nada comparado con multiplicar tu dinero 10, 20 o 50 veces. Estos súper rendimientos por lo regular solo se logran si mantienes tus acciones por lo menos de tres a cinco años. Sin esa paciencia, te será muy difícil obtener estas ganancias.

4. Añade a tus acciones ganadoras

Muchos inversores se obsesionan con encontrar las próximas grandes acciones. Por lo tanto, a menudo se perderán el hecho de que las mejores acciones para invertir en este momento podrían ser las que ya posee.

5. No dejes de invertir y sé paciente

Los mejores inversores no compran acciones una vez y luego las dejan ir. Ahorran dinero con el tiempo y siguen invirtiendo regularmente.

Tener efectivo disponible te da más flexibilidad en la forma de invertir. Cuando tienes buenas ideas, puedes hacer que ese dinero nuevo funcione de inmediato en tus acciones favoritas. Otras veces, puedes dejar que ese dinero se acumule para que estés listo para aprovechar las oportunidades cuando surjan. Además, tener un colchón de efectivo puede hacer que te sientas más seguro incluso cuando el mercado de valores se comporta mal. Eso puede hacer que sea más fácil apegarse a su estrategia general de inversión.

Resumen

Siguiendo estas cinco simples reglas, te pondrás en la mejor posición posible para sacar más provecho de tu cartera.