Protege tus inversiones diversificando tu cartera

Manos entrelazadas(CC 0) truthseeker08

Lo que hoy es un éxito absoluto puede que mañana sea un total fracaso. En ningún lugar es esto más cierto que en la industria de la moda - y en los crónicamente volátiles mercados de valores. Para protegerte contra tal volatilidad puedes invertir en diversos productos, sectores y países.

Imagina que has invertido tu dinero en bienes raíces. Y ahora imagina que el mercado inmobiliario se está colapsando, como fue el caso de España en 2008. Todo tu dinero desaparecería. La diversificación, por otro lado, significa que no pones todo tu dinero en una carta, sino que lo inviertes de tantas maneras diferentes como sea posible. Esto puede verse así.

La primera opción es invertir en diferentes clases de activos, es decir, tanto en acciones y bonos como en bienes raíces. Para diferenciar: Las acciones son participaciones en empresas; los bonos son títulos que dan a un acreedor el derecho de reembolso más un cierto tipo de interés. Diversificar tu cartera de esta manera tendría la ventaja de que no perderías todos tus activos en caso de una crisis inmobiliaria porque sigues teniendo acciones y bonos. O en el caso de una caída de la bolsa, tus bienes raíces te mantendrían a flote.

La segunda opción sería repartir el riesgo adicionalmente dentro de las clases de activos individuales. Esto podría significar, por ejemplo, que no sólo invierta en acciones de Apple, sino que también compre acciones de otras empresas tecnológicas como Microsoft y Google.

Irás aún más seguro si, en tercer lugar, inviertes en diferentes países. Porque los mercados financieros no terminan en las fronteras nacionales. Por decir, una crisis local en Argentina o México no necesariamente resultará en un problema mayor en Japón o Suiza. Sólo cuando la crisis sale de una país y se turna una crisis continental entonces es más probable que pase a golpear al resto del mundo.

Cuarto, puedes diversificar a través del tiempo. Dado que nadie sabe cuándo algo se va a ir a las nubes o va a bajar, debes construir sistemáticamente tu cartera a lo largo del tiempo, por ejemplo, haciendo nuevas inversiones mensual o anualmente. Un buen ejemplo de esto es la empresa Nokia a inicios de siglo tenían buenos resultados pero dejaron de desarrollar nuevas tecnologías, sus competidores Apple y Samsung le comieron el mercado. Haber comprado primero a Nokia y después a Apple y Samsung hubiese sido una buena forma de diversificar a través del tiempo. Incluso si nunca hubieras vendido a Nokia, estarías hoy en números negros con tus tres inversiones.

Resumen

Con estas cuatro medidas de diversificación tendrás una amplia base financiera y podrás afrontar la próxima caída de la bolsa con mayor tranquilidad.