Secreto para ser rico: Deja que otros trabajen para ti

McDonalds(CC BY 2.0) Mike Mozart

¿Cuál es la forma más rápida de hacerse rico? ¡Haciendo que otros trabajen para ti y te den una parte de sus ganancias regularmente! ¿No existe tal cosa? En este artículo te demostraré que te equivocas y te mostraré que puedes beneficiarte fácilmente de este sistema.

Quien quiera hacerse rico no lo conseguirá trabajando sólo (o quizá si, pero tomará más tiempo). El truco, por el cual uno puede finalmente dar el salto decisivo, es usar el trabajo de otras personas en beneficio propio. Sólo si dejas que otros trabajen para ti, tienes la oportunidad de hacerte rico. Porque si ya no eres el único que trabaja para tu fortuna, sino otros lo hacen también, puedes ganar dinero las 24 horas del día. No importa si estás durmiendo, de vacaciones o trabajando.

¿Pero quién querrá trabajar para ti y además darte las ganancias que ellos generan? Fácil, la mayoría de la gente lo hace. Si eres empleado de una empresa, haces exactamente eso: trabajas y ganas dinero para tu jefe. Si tu jefe no obtuviera ganancias de tu trabajo, ¿Por qué debería pagarte?

Por supuesto, ser el jefe no es tan fácil. Hay riesgos, necesitas el dinero para arrancar y también tienes que asegurarte de que realmente haces un trabajo rentable y ganas suficiente dinero para tener números negros!

Muchas pequeñas ganancias conducen a una gran riqueza

Un ejemplo sencillo como el de McDonalds demuestra que la ganancia no tiene por qué ser grande. El fabricante de hamburguesas tiene casi 39,000 restaurantes en más de 120 países. Si cada uno de estos restaurantes gana sólo un dólar al día en ganancias, son 39,000 dólares al día, o 1.17 millones de dólares al mes, o 14.23 millones de dólares al año.

De hecho, McDonalds obtuvo una ganancia de más de 6,000 millones de dólares en 2019 y ha podido pagar dividendos cada vez mayores a sus accionistas durante más de 45 años. Si repartimos la ganancia de 6,000 millones en los 39,000 restaurantes, significa que en 2019, McDonalds obtuvo una ganancia de alrededor de 420 dólares por restaurante cada día.

Casi la mitad de este dinero, es decir, alrededor de 200 dólares, se distribuye cada año a los propietarios de la empresa - es decir a los accionistas. Y este dinero lo generan todos los empleados que sirven a los clientes en la caja y cocinan las hamburguesas y papas fritas todos los días.

Esto deja una cosa clara: cualquiera puede hacer que otras personas trabajen para ellos. No tienes que ser un empresario o tener una idea particularmente buena para hacerlo. Todo lo que tienes que hacer es comprar acciones. Por ejemplo, si ahora añade las acciones de McDonalds a su cartera, recibirá un pago de casi el 2.5 por ciento cada año. También se beneficia del futuro desarrollo comercial de la empresa. En este caso, todos los empleados de McDonalds trabajan ahora para usted.

El tiempo de los demás

La receta simple entonces es: Compra tantos trabajadores como puedas lo antes posible. Cuantos más trabajadores trabajen para usted y cuanto más rentables sean, más rápido acumulará y creará riqueza.

Este es precisamente el objetivo de la estrategia de dividendos. Adquirir conscientemente empresas que generen regularmente altos beneficios y transfieran una gran parte de esos beneficios a los accionistas.

Entonces, ¿puedes hacerte rico trabajando duro para alguien más? Quizá sí, pero la persona para la que trabajas se hace más rica y más rápido que tu.

Resumen

Las acciones te permiten sacar provecho del tiempo de otras personas. El tiempo de los demás es una de las palancas que hacen posible la riqueza.